Caring de Freitas:”No importan las adversidades, uno puede lograr lo que quiere”

Con apenas 13 años la atleta venezolana formó parte del equipo de Rugby de la UCAB y ahora es parte del equipo de la Universidad Lindenwood en los Estados Unidos

204
Caring de freitas
“Yo empecé a jugar rugby cuando tenía 13 años, recuerdo que fue en abril del 2012”

Luego de alzarse como campeona de Rugby en la división 1 con su equipo Lindenwood University, la venezolana Caring de Freitas fue nominada al premio al “2018 Penn mutual Life of significance award. Pero su éxito se remonta a una pasión que desde sus 13 años le ha llevado a desafiar sus límites.

Joven, sencilla y determinada esta venezolana tiene mucho para contar en su paso por el rugby venezolano hasta su carrera en los Estados Unidos.

Siendo apenas una adolescente, Caring se integró al equipo de Rugby de la Universidad Católica Andrés Bello.

 ¿Cómo inició este sueño?

Mi sueño de empezar a jugar rugby empezó gracias a mi hermano, porque él empezó a jugar primero que yo en la católica, yo iba todo el tiempo a tomar las fotos o a hacerle barra.

Entonces me empezó a decir que debería practicar y que me animara, pero yo le decía que no, porque me parecía muy rudo.Y decía: no, eso no es para mi. Hasta que un día hubo un partido donde él anotó y yo me emocioné muchísimos y dije: No, yo quiero darle un chance y casualmente estaba la capitana y el entrenador del equipo ahí en ese partido, Y me animaron muchísimo… y así empezó todo.

Caring con determinación  logró completar su etapa junto al equipo de la UCAB. Ahora forma parte de la selección de la Universidad Lindenwood en los Estados Unidos, donde fue recibida por su alta trayectoria deportiva.

Conseguí a Lindenwood porque quería crecer como jugadora.

Le escribí a todos los equipos de Estados Unidos que tuviesen Rugby, si podía tener una beca o qué tendría que hacer y les envie un video mio jugando. Este equipo fue el que más me pareció.

Pero el entrenador fue muy pana conmigo, me mandó ropa del equipo, me ofreció su ayuda y fue muy generoso y eso fue lo que me hizo venir.

La presencia de Freitas sumó al equipo universitario que ganó por primera vez el campeonato de la división y destronó al equipo que tenía 10 años invicto

“Ya estar nominada es un honor”

Con apenas 19 años  Caring de Freitas fue nominada al premio al “2018 Penn mutual Life of significance award, un reconocimiento importante en este ámbito deportivo

Para mi estar nominada al del año… es un honor. Es un premio que se le otorga a gente que durante su vida ha hecho cosas para servir a los demás, ser un ejemplo a seguir para los demás. Gente humilde, generosa, gente que siempre está dispuesta a ayudar, para mi, que ellos me consideren una persona así y nominarme al premio es asombroso. Ni siquiera me importa ganar, ya estar nominada es un honor.

Para Caring de Freitas pensar en su gente es el motor de seguir avanzando, su bandera de Venezuela la acompaña durante cada juego de Rugby.

Para mi este logro significa que no importan las adversidades uno puede lograr lo que quiere y a mi siempre me encanta representar a Venezuela. Para mi, darle un poquito de felicidad a la gente de Venezuela por algún logro que yo haya tenido acá me encanta. He escuchado de muchas personas que se sienten orgullosos porque me vieron jugar en Venezuela y que los hago sonreír así sea por un ratico, para mi eso es lo que más importa.

Aún queda mucho camino para esta venezolana que apenas comienza su mejor etapa en el rugby profesional. Sin embargo, su corazón soñador y su perseverancia prometen cosecharle otros éxitos que también pondrán más sonrisas en los corazones de los que siguen su carrera desde Venezuela.

Autora: Katiusa Casanova

 

Comentarios